El striptease proviene del verbo inglés Strip  -desnudar- y – to ease- provocar.

Tiene un origen remoto datado desde el siglo III a.c, el primer dato es la danza de los siete velos de la princesa Salomé, uno de los hitos de este arte no se convierte en popular hasta final del siglo XIX con lugares como café Parísimo, el diván japonés. Se dice que en la danza de los siete velos Salomé obligada por su madre regaló a Herodes por su cumpleaños un baile en el que Salomé se quitó lentamente durante el baile cada uno de los siete velos que la cubrían. 

 Se introdujo en Estados Unidos en los años XX y la fama de artistas como Gypsy Rose Lee consolida el Strip como un arte y diversión habitual en la sociedad occidental.

La consideración del strip como un arte no es solo una percepción personal de cada cuál, si no que incluso tiene su implicación legal, el Tribunal de Noruega en 2006 dictaminó que es una forma de arte y que por lo tanto su visualización debía estar exenta de IVA.

 Para entender el arte del Strip hay que entender la palabra que lo define.

El Strip es un arte que casan con la comedia,con el teatro, con la danza, con la acrobacia, tiene infinidad de posibilidades creativas. 

 El Strip nos reconecta con nuestra esencia más salvaje, explosiva, seductora para atrevernos a compartirla con los demás sin ningún miedo.

El Strip es una forma de comunicación no verbal, cada gesto, cada mirada, cada movimiento, sonrisa, juego de prenda está cargada de intención comunicativa, hay que saber erotizar, seducir, transmitir.

Para ser striper no hay que tener unas características concretas, las irás adquiriendo en clases, con la práctica y la experiencia, en el Strip no solo aprendes la técnica del arte de la seducción, que va más allá del quitarse una prenda de ropa, sino que aprendes amarte y expresarte cómo ser.

Durante el espectáculo se mantiene la tensión, el misterio, implica una desnudez lenta, sensual, con actitud…  esas son las herramientas que convierten el desnudarse en un arte y esto es lo que le llega con fuerza al espectador no el desnudo en sí…

Y cuando finalicemos este pequeño seminario donde vamos aprender lo esencial… como…. caminar, miradas, como debemos posar, cuando tocarnos, como, cuando mirar y cuando no, el pelo es algo muy erótico, las manos, los pies, los juegos con las prendas de ropa, como quitarlas, o parecer que vas a quitarla, pero no… la actitud es muy importante es lo que hará que transmitas y llegues a los espectadores.

MINI CURSO:

4 CLASES, 1 CLASE POR SEMANA DE 1 HORA – 35€

MANUAL PDF